Acceda a escuchar documentos del proceso de paz

Bersoatv

lunes, 27 de octubre de 2008

Otro rehén que burló a las Farc

Tomado de El País de Cali

La presión militar llevó ayer al jefe de la cuadrilla Aurelio Rodríguez a huir con Óscar Tulio Lizcano.
Luego de ocho años y dos meses de secuestro, y una caminata de tres días por entre la espesa selva chocoana huyendo de sus secuestradores, el ex congresista caldense Óscar Tulio Lizcano retornó ayer a la libertad.
De acuerdo con el ministro de Defensa, Juan Manuel Santos, la presión militar en la zona donde las Farc mantuvieron cautivo al ex parlamentario llevó a que el comandante de la cuadrilla Aurelio Rodríguez, alias Isaza, de 28 años de edad, tomara la decisión de fugarse junto a Lizcano.
Durante tres días permanecieron caminando entre la espesa selva chocoana, soportando la persecución de los demás guerrilleros, hasta que en la madrugada de ayer fueron encontrados por unidades especiales de la Brigada XIV del Ejército, en zona rural del municipio de San José del Palmar, en el Chocó.
De inmediato, el ex congresista fue trasladado hacia la Base Militar Marco Fidel Suárez, en Cali, donde fue recibido por el ministro de Defensa y todos los miembros de la cúpula de las Fuerzas Armadas. Durante quince minutos Lizcano estuvo en una reunión a puerta cerrada en la oficina de la Dirección General de la Base Aérea, de donde salió hacia el lugar que fue acondicionado para una rueda de prensa.
El primero en informar al país los hechos fue el ministro Santos, quien indicó que con anterioridad se venía preparando un operativo conjunto, con miembros del Ejército y la Policía, distribuidos en las zonas donde supuestamente movilizaban al ex congresista. “Simultáneamente, mientras se estaban haciendo esos preparativos y se mantenía la presión sobre la comisión de las Farc que tenía al doctor Lizcano, el jefe de esa comisión, alias Isaza, tomó la decisión de escaparse con él e ir en busca de la Fuerza Pública”, dijo Santos. Posteriormente, visiblemente cansado y ayudado por el ministro Santos, Lizcano, de 62 años de edad, compareció ante los medios de comunicación vistiendo botas plásticas y una sudadera destrozada por la inclemencia de la selva.

"Este es un momento grande. Agradezco a nuestro Ejército y nos sentimos orgullosos de que esto haya sucedido”. Íngrid Betancourt, liberada en un operativo militar. "Nos unimos de corazón. Ojalá este sea el inicio de más liberaciones y que las Farc tomen conciencia y liberen a los demás”. Clara Rojas, ex secuestrada por las Farc.“Quiero agradecer, ante todo, a la persona que tuvo la valentía y el valor de salir conmigo... me encontraba muy enfermo... también al Ejército, la presión fue mucha”, dijo Lizcano, quien habló por espacio de diez minutos y luego fue trasladado en ambulancia, en medio de un fuerte operativo de seguridad, a la clínica Valle del Lili, en el sur de Cali, donde se reencontró con su familia y donde permanece bajo observación médica.
Trato inhumano
Lizcano, el primer ‘canjeable’ secuestrado por las Farc y uno de los que más tiempo permaneció en cautiverio, debió pasar por más de cien campamentos de las Farc y padeció varias enfermedades que lo tuvieron al borde de la muerte. El ex congresista había sido secuestrado el 5 de agosto del 2000 en la población de Riosucio, Caldas, cuando regresaba de la inauguración de una cancha de fútbol en esa localidad. Lizcano, un economista de profesión, se desempeñaba entonces como Representante a la Cámara por el Partido Conservador.
El ex congresista, quien arribó a la Base Aérea en un helicóptero militar, comentó que en los ochos años cautivo siempre estuvo solitario y no le era permitido hablar ni con sus secuestradores, por lo que aseguró que estaba perdiendo el habla. Durante el largo período de su secuestro, la familia de Óscar Tulio Lizcano alcanzó a recibir seis pruebas de supervivencia, en las que su progresivo mal estado de salud fue motivo de gran preocupación. Incluso, según el ex congresista, en los últimos días todo lo que pudo comer fueron tallos de plantas. El parte médico emitido anoche por la Clínica Valle del Lili señaló que el ex congresista ingresó con signos de deshidratación y desnutrición, por lo que permanecerá en ese centro médico sometido a distintos exámenes.
“El paciente Óscar Tulio Lizcano ha estado en buenas condiciones durante la tarde. Se le realizaron exámenes que confirman su estado de desnutrición, anemia e infecciones parasitarias. Adicional al tratamiento a estas patologías, se inició apoyo psiquiátrico para él y su familia”, dijo el comunicado.
Operativo humanitario

Hace tres semanas los familiares habían pedido a las Farc y a las autoridades colombianas que permitieran adelantar un operativo humanitario, luego de conocer informaciones de guerrilleros desmovilizados que hablaban de las graves condiciones de salud en las que se encontraba el ex congresista.

Por esos días las Farc negaron que estuvieran adelantando contactos con el alto comisionado para la Paz, Luis Carlos Restrepo, con el propósito de dejar en libertad al ex congresista. El grupo guerrillero dijo, mediante un comunicado, que los operativos del Ejército en la zona podrían sólo presionar un desenlace fatal.

En las últimas pruebas de supervivencia, el ex congresista Óscar Tulio Lizcano había pedido al Gobierno Nacional que se abstuviera de realizar un operativo militar para tratar de rescatarlo, por temor a que éste resultara fallido.
En sus propias palabras
"Las Farc deben entender que no vale la pena tener esa gente secuestrada en una especie de cadena perpetua”. Luis Eladio Pérez, ex secuestrado por las Farc. "Me alegra la liberación de Óscar Tulio, pero me duele el secuestro de los otros compañeros que continúan en la selva”. Consuelo González, liberada.
Volver a Inicio >

No hay comentarios:

Publicar un comentario

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Registros

Visitas al sitio bersoa.com De momento a esta pág: